Asad afirmó que no hubo ataque químico en la provincia siria de Idlib

La cancillería rusa publicó imágenes que desmienten el uso de gas sarín contra un grupo de sirios

119 0
119 0

“No hubo ningún ataque químico en la provincia siria de Idlib, es una provocación que sirvió para justificar el ataque de Estados Unidos a la base aérea siria de Shairat”, declaró a Sputnik el presidente del país, Bashar Asad.

“Consideramos que es una provocación por una razón muy simple: si hubiera sido una fuga de gas o un ataque, y se afirma que allí fallecieron 60 personas, ¿cómo la ciudad pudiera vivir como antes?”, se preguntó.

Asimismo, añadió que cuando Estados Unidos atacó a la base Shairat no hubo indicios de ningún gas ni tampoco ningún militar sirio resultó intoxicado.

“Por eso consideramos que no hubo ningún ataque químico, así como depósitos de gas, y fue solo una provocación para justificar el ataque a Shairat”, denunció Asad.

El líder sirio afirmó también que las fuerzas gubernamentales no realizaron bombardeos entre las 6:00 y 6:30 de la mañana, en el momento del presunto ataque químico, al tiempo que agregó que su gobierno no disponía de datos exactos sobre la naturaleza de las instalaciones de los insurgentes en Jan Sheijun que la Fuerza Aérea siria bombardeó el mismo día.

“No sabemos si lo que atacamos aquel día a las 11:30 de la mañana era un depósito de armas químicas o algo parecido”, precisó Asad.

Siria pidió a las Naciones Unidas enviar a expertos para investigar el supuesto ataque químico en la provincia de Idlib, pero EEUU y otros países occidentales impiden cualquier investigación, reveló Asad.

Asad subrayó que si los expertos llegan a Idlib, “descubrirán que todos los relatos (de Occidente) sobre lo que sucedió en Jan Sheijun y luego el ataque contra la base aérea de Shairat fueron un bandera falsa, una mentira”.

Por su parte, Rusia e Irán habían propuesto a la Organización de Prohibición de Armas Químicas (OPAQ) investigar a fondo el uso de armas químicas en Siria, sobre todo para llegar al fondo de lo ocurrido en Idlib, y también en la base aérea Al-Shairat (en la provincia central de Homs), atacada por EEUU. El organismo rechazó la petición.

En este sentido, la Cancillería de Rusia publicó algunas fotografías de supuestas víctimas de gas sarín, las cuales, según concluciones de médicos suecos, por los síntomas físicos que se observan en las imágenes, fueron envenenadas con sustancias estupefacientes o psicotrópicas.

CIUDAD CCS

En este articulo

Unirse a la conversación