Candidato presidencial en Bolivia declara ante Fiscalía

0

El candidato presidencial de Bolivia por el Movimiento Al Socialismo (MAS), Luis Arce, acudirá este miércoles a la Fiscalía para declarar sobre un caso de desfalco de recursos del Fondo Indígena destinados a proyectos del área rural.

Arce, quien regresó a Bolivia procedente de Argentina para participar en las elecciones generales del próximo 3 de mayo, fue notificado por el Ministerio Público en el aeropuerto internacional de la ciudad de El Alto, un hecho que el dirigente del MAS denunció como persecución política, reseñó Prensa Latina.

En este sentido, el líder indígena, Evo Morales, denunció este miércoles en horas de la mañana, a través de la red social Twitter, la continua persecución política y judicial por parte del gobierno de facto instalado en la nación, en contra de la dirigencia revolucionaria, exfuncionarios del Estado y ahora contra aspirantes presidenciales para las próximas elecciones.

El presidente de la Cámara Baja, Sergio Choque, también cuestionó la actitud de las autoridades golpistas instaladas en el Estado Plurinacional, pues, señaló que este no cita a otros procesados y sentenciados que retornaron en días recientes como es el caso del exgobernador de Cochabamba Manfred Reyes, acusado en varias ocasiones de corrupción y malversación de fondos.

«Nos sorprende bastante la rapidez, han llegado muchos que huyeron del país y están felices. Debía actuarse de la misma manera. Tienen procesos pendientes por actos de corrupción», sentenció Choque.

Precisó que esas acciones evidencian que el Ministerio Público actúan bajo órdenes del ejecutivo y no por responder a la justicia.

Agregó que la persecución no es solo contra Arce, quien es favorito para las elecciones según encuestas recientes, sino contra quienes critican la gestión de la autoproclamada presidenta Jeanine Áñez, y que al final de la contienda dicha persecución podría ser beneficiosa para el MAS.

Las denuncias a la persecución política y este caso en particular se evidencia en las redes sociales, el único espacio comunicacional que le ha quedado al pueblo boliviano ante la censura desatada por el gobierno golpista.

Ciudad CCS/AVN