LETRA DESATADA | Números ruidosos

0

Ruidos. Dicen que estas son las elecciones más importantes de la historia contemporánea de Venezuela o al menos las más importantes de la historia en el devenir de la quinta República. Yo creo que el referéndum presidencial de 2004 es lo que nos ha permitido llegar aquí, pero si lo vemos desde el punto de vista de que nuestro mayor logro es sobrevivir a las agresiones de la derecha y la ultraderecha internacional, pues sí, cada elección siempre será la más importante. Porque, carajo, cómo nos ha costado ser demócratas liberales burgueses como dirían los chavistas irreductibles. Entendiendo que ser irreductible es incompatible con la diplomacia. Eso que llaman mano izquierda, que no es lo mismo que una mano derecha. Hay señales que indican que están pasando cosas distintas por las mentes europeas y americanas. Como que algo les ha hecho ruido. Preferimos que el ruido sea su conciencia, pero no. Esos cambios no son fortuitos, ni gratis. Gratis ni el aire, ya tú sabes.

Amenazas. Todo lo que en el mundo ponga en entredicho el poder del imperio es calificado como una “amenaza inusual y extraordinaria” o como “terrorismo musulmán.” Con esa excusa valoran cosas tan disímiles como que Venezuela sea independiente y que la red social Tik Tok la está viendo “mucha gente”. Ambas, Venezuela y la red social de videos, son una amenaza para la seguridad del país más poderoso del planeta. A Venezuela también la está viendo mucha gente. Y esto no es una frase arrogante. Nos están viendo porque seguimos parados. Enumerar los complots contra Venezuela no es el objetivo de este comentario sino advertir que es público y notorio que los medios de comunicación entraron (o los metió Trump abiertamente) en el tema geopolítico. Y es que de la cuna de la libertad viene la censura pero el planeta finge demencia. Y desde esa misma cuna dicen que no creer en la vacuna contra el covid rusa y el mundo finge demencia. Y así van pateando a todo lo que ellos creen que los amenaza y el mundo finge demencia. Hasta que la cordura los atrape.

Números. Hay que insistir sobre los números porque, miren qué original, las matemáticas no fallan. El Gobierno venezolano nunca dijo que no nos iba a afectar el covid-19. Tampoco dijo que no habría fallecidos. Pero hay verdades y mentiras. Y los zamuros están felices porque hay cada día cerca de un millar de casos y eso confirma sus profecías catastróficas. “Y qué fino que no hay gasolina” porque es el fin del “rrreégimen” y “la quiero pagar en dólares”. Y “mira, es mentira que ese es el número de muertos, son muy poquitos”. Y para rematar: “vayan a joder a otro, chavistas de mierda”. Y entonces algunos se convierten en zamuros de verdad verdad y los “miles muertos” no aparecen. Y la “dictablanda” ahí, como dice Henrrietta Saltes Zamora, celebrando otra elección, la número 24, contra vientos y covid. Sí, son las elecciones más importantes. Que se celebren son un triunfo del chavismo. Sigamos.

Mercedes Chacín