Informe de la WOLA confirma deterioro de economía venezolana por sanciones de EEUU

0

La Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos determinó que estas acciones provocaron una pérdida de entre 17 y 31 mil millones de dólares en ingresos para el país.

Un nuevo informe de la Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA, por sus siglas en inglés) ratifica que las medidas aplicadas por el Gobierno norteamericano contra Venezuela «directamente contribuyeron al descenso grave y al deterioro más extenso de la calidad de vida de los venezolanos».

El informe de 53 páginas, publicado este jueves, investiga cómo las sanciones estadounidenses han impactado varios sectores en el país.

En el texto se hace referencia a que las sanciones estadounidenses han causado la pérdida de entre 17 mil millones y 31 mil millones de dólares en ingresos por el Estado venezolano.

«La caída del ingreso petrolero relacionada con las sanciones encaja con las estimaciones del ex Asesor de Seguridad Nacional de EEUU, John Bolton, quien aseguró en 2019 que las sanciones estadounidenses provocarían una pérdida de más de 11 mil millones de dólares anualmente por el estado venezolano», refiere el informe.

Asimismo, revela cómo las sanciones estadounidenses están afectando a los más vulnerables en Venezuela, al impactar directamente en las importaciones del país.

A juicio de los redactores del estudio, las sanciones estadounidenses han contribuido a un descenso vertiginoso en las compras venezolanas que, según sus cálculos, tienen como valor promedio de pérdida para el sector público de hasta 46% (500 millones de dólares) en 2019 y un 50% adicional (250 millones de dólares) en 2020.

Con referencia a los argumentos que sobre las sanciones mantienen los grupos sectoriales estadounidenses, quienes sostienen que «las medidas no han tenido un impacto general, porque todos los ingresos pre-sanciones fueron robados por las élites actualmente en el poder», los analistas señalan que son «falsos».

Para los proponentes del documento, el «análisis del porcentaje de variación en importaciones y exportaciones petroleras en Venezuela desde 1998 a 2018, demuestra una relación cercana entre ambas. Eso significa que los ingresos de las exportaciones de petróleo han sido usados por mucho tiempo para pagar por múltiples productos, incluyendo alimentos, combustible, y medicina, entre otros».

El informe concluye que «el Gobierno estadounidense debe reconsiderar las sanciones y restringir su utilización».

Para Geoff Ramsey, director para Venezuela de WOLA, «ya es hora de que el Gobierno de los Estados Unidos reforme su régimen de sanciones».

De igual forma opinó el asesor principal de WOLA, David Smilde, quien también dijo que Estados Unidos debe reconsiderar dichas sanciones.

Ciudad CCS / AVN