Asistente del vicepresidente de EEUU planificó Operación Gedeón para invadir Venezuela

0

Una publicación del Nuevo Herald refiere que dos funcionarios de la administración de Donald Trump participaron y respaldaron la fallida Operación Gedeón: el asistente del vicepresidente de EEUU, Mike Pence, y Andrew Drew Horn.

El prófugo de la justicia Leopoldo López era informado de las regiones, de acuerdo con el contratista de la empresa mercenaria Silvercorp, Jordan Goudreau.

En declaraciones al medio, detalló que también está involucrado en la frustrada acción terrorista el asesor del Departamento de Asuntos para Veteranos, Jason Beardsley.

Reveló que los allegados al mandatario ofrecieron el respaldo de su gobierno a la operación, que se organizó en apartamentos, restaurantes, limosinas y en inmuebles propiedad de Trump, como el “Trump Doral en Miami”, estado de Florida.

Goudreau proporcionó al diario contactos, chats, correos electrónicos, mensajes de texto, fotos y videos relativos a la operación, cuyos contenidos fueron entregados al Buró Federal de Investigaciones​ (FBI, por sus siglas en inglés).

Y es que este viernes fue presentada en EEUU una demanda contra el asesor de guerra de Juan Guaidó, Juan José Rendón. La intención es cobrar $1,4 millones que Rendón se comprometió a pagar Goudreau en los documentos firmados.

Rendón es el designado por Guaidó para un supuesto “Comité de Estrategia” para deponer a Maduro. Es uno de los firmantes del contrato mercenario acordado entre Guaidó y Silvercorp para ejecutar la operación y promover la violencia en el país.

Encuentros a pocas cuadras de la Casa Blanca

Al menos una de las reuniones tuvo lugar en el restaurante P.J. Clarke’s, cercano a la Casa Blanca. También, dijo que llegó a ver una oferta rival para brindar asistencia a Guaidó proveniente de Frontier Services Group.

Indicó que Frontier Services Group es una empresa propiedad de Erik Prince, que es hermano de la Secretaria de Educación de EEUU, Betsy DeVos. Su participación en la operación fue “alentada” por miembros del gobierno de Trump, agregó.

Otras propuestas rivales a su plan de invasión contemplaban requerir de unos 5.000 soldados y cerca de $500 millones, menciona la demanda interpuesta por Goudreau en el tribunal de Circuito Miami-Dade.

En ese orden, la querella también relata que el equipo de Guaidó pidió $20 millones para un alzamiento callejero sincronizado con el ataque, que serían estimulados por bandas de la delincuencia organizada.

La operación terrorista, que fue frustrada el 3 de mayo pasado por los organismos de inteligencia, tenía como “Objetivo Primero” remover y capturar al presidente, Nicolás Maduro. Además, buscaba invadir el país e imponer un gobierno de facto de Guaidó.

Con ese fin, el cabildero de Washington, Travis Lucas, presentó a Goudreau ante Horn y Beardsley. Lucas y Goudreau se conocieron en octubre de 2019 durante una reunión que tuvo lugar en la cafetería del Hotel Trump, en Washington.

Se reunieron varias veces y en una ocasión Horn comentó que garantizaba las licencias del gobierno para adquirir armas para la Gedeón. Horn buscaba acordar un encuentro “cara a cara” entre Trump y Goudreau en “Mar-a-Lago”.

“La expectativa – de Horn y Beardsley – era que íbamos a ayudar a facilitar el cambio en el país (Venezuela)”, precisó el contratista, quien también mencionó a un exfuncionario del Departamento de Estado de nombre Nestor Sainz.

Además, identificó al empresario Roen Kraft; al representante de Leopoldo López, Jorge Betancourt, y los dirigentes Lester Toledo y Sergio Vergara. También al abogado Manuel Retureta.

“Tuve varias conferencias de Zoom con Leopoldo López y hablé con él por teléfono”, y en agosto de 2019, “según Kraft, el vicepresidente Pence declaró que estaba muy interesado en el proyecto”, alegó.

La Gedeón fue frustrada en las playas de Macuto, estado La Guaira y, de acuerdo con las evidencias presentadas por el Gobierno Nacional, con base en los testimonios voluntarios de los detenidos, fue planificada en Colombia.

El 12 de mayo pasado, el entonces vicepresidente de Comunicación, Cultura y Turismo, Jorge Rodríguez, mostró la confesión del terrorista Antonio Sequea, quien confirmó que el también prófugo de la justicia Iván Simonovis coordinó la incursión terrorista.

Para esta operación fueron contratados por Jordan Goudreau, los estadounidenses Berry y Luke Denman, resaltó Berry en su confesión. Ambos mercenarios fueron condenados a 20 años de cárcel por la justicia venezolana.

Ciudad CCS / AVN