Caribes y Tigres derrotan a Magallanes y Lara y extienden semifinal a un séptimo juego

0

Los de Anzóategui doblegaron 8-2 a Navegantes en Maracay, mientras que los felinos se impusieron 7-1 a los Pájaros Rojos en Barquisimeto. 

Los Caribes de Anzoátegui y los Tigres de Aragua forzaron a un séptimo y decisivo partido de semifinales de la Liga Venezolana de Beisbol Profesional (LVBP), al derrotar este martes por la noche a los Navegantes del Magallanes y a los Cardenales de Lara, con pizarras de 8-2 y 7-1, respectivamente.

En el estadio José Pérez Colmenares de Maracay, los anzoatiguenses apelaron de nuevo a su recia ofensiva y sus batazos oportunos para castigar por segunda vez en la serie al Pítcher del Año de la temporada 2020-2021, Erick Leal.

Magallanes se había puesto en ventaja 2-0 en el segundo episodio, pero una emboscada en la quinta entrada a Leal le dio la vuelta al encuentro, al anotar Caribes hasta cuatro anotaciones, producto de boletos a Tomás Telis y Herlis Rodríguez, dobletes consecutivos de Niuman Romero y Rafael «Balita» Ortega y sencillo de Alí Castillo.

Los orientales refrendarían el triunfo en la séptima entrada con otras cuatro anotaciones con sencillos de Herlis Rodríguez y Niuman Romero, boleto a Ortega para llenar las bases, doblete impulsor de dos carreras de Castillo y hits corridos de Willians Astudillo y Oswaldo Arcia.

El cuerpo monticular de la Tribu se encargó de frenar la ofensiva magallanera al permitir dos carreras y siete imparables, con cuatro boletos e igual número de abanicados.

En el estadio Antonio Herrera Gutiérrez de Barquisimeto, la efectividad de los lanzadores de Aragua, encabezados por el abridor y ganador, Guillermo Moscoso, sumada al bateo oportuno de Henry «Pollito» Rodríguez, fueron claves para que los felinos doblegaran de visitantes a los Pájaros Rojos.

Rodríguez bateó cuadrangular con tres en las bases y con dos outs en la séptima entrada para despegarse en el marcador 6-1, cuando el encuentro mostraba un cerrado duelo 2-1 a favor de los visitantes.

Moscoso se desempeñó durante seis entradas completas, en las que aceptó la única carrera de los larenses en el propio primer episodio, único momento en que confrontó dificultades, producto de un hit impulsor de Osman Marval. Moscoso solo permitió dos sencillos, otorgó dos boletos y ponchó a cuatro.

La labor de Moscoso fue respaldada por los relevistas Pablo Guillén y Marcos Carrillo, quienes se combinaron para aceptar tres imparables y propinar tres ponches.

Ciudad CCS / Reinaldo J. Linares Acosta
Fotos: LVBP