Gerardi

0

Más allá de ser Premio Nacional de Fotografía y un buen amigo, Félix Gerardi es un compañero de ruta y hasta de clases, hemos compartido aulas con el profesor Leonardo Guilarte en un curso de guiones, y unos cuantos bares, incluido El Cuchitril, nuestro refugio de copas los jueves y viernes, bajo la dirección del otro pana, Kike Gavilán. Su cámara es su compañera incansable, y no nos pela cada vez que nos encuentra en la calle. Es un cultor del fotoperiodismo, el documentalismo y el ensayo fotográfico, “siguiendo el principio de la llamada ‘Fotografía Directa’, la cual requiere satisfacer una determinada intención verista, basada en una mirada comprometida por captar el instante, tal y como se le presenta al fotógrafo”. De esas andanzas ha quedado un valiosísimo material que, bajo la curaduría de Félix Hernández y la suya misma, nos presenta en la formidable exposición “Fractales, una voluntad por re-inventar otra urbe”, en la Galería de Arte Nacional, GAN.

De la pluma sabia de Juan Calzadilla, en el texto del catálogo “Reflejos de agua o el extravío de las alcantarillas”, encontramos un resumen poético de la muestra: “Félix Gerardi, el fotógrafo, autor de estas imágenes, no cree que se trate de esa ilusión óptica de la pretensión surrealista de alimentar el paisaje urbano con los restos de un naufragio marino visto en una postal. No. Él nos presenta la ciudad tal como es, pero vista desde las entrañas de la pesadilla de quien en ese momento auroral no ha tenido la más mínima oportunidad de soñar”.
En Fractales…, alcantarillas, aguas empozadas, pavimentos, arquitectura urbana son atrapadas por las cámaras fotográficas de sus celulares, en una suerte de historia contada desde de los reflejos del agua.

Suficientes créditos para autoproclamarse como un “Charcólogo profesional”. Es, además, un camarada ortodoxo, se puso bravo un día porque hicimos la última “rumbagenaria” en una casa amiga en Prados del Este, aduciendo que nos estábamos ¡aburguesando! Jajaja.

Humberto Márquez