Alfredo Maneiro: una postal

Federico Ruiz Tirado

0
Alfredo Maneiro

Si permanecen de pie esos hombres formados en escuadrón, en aquel claro de la montaña que allí no se ve, no podrás, por eso, distinguirlo, tratando de palpar el cielo. Esa foto es del siglo pasado, vale, y el clarol donde está Alfredo no es de luna. En la Azulita no salía la luna sino una estela apenas radiante de naves y artefactos que surcaban el firmamento. La Azulita, me lo dijo uno de los guerrilleros, era un croquis trazado desde arriba en forma de calidoscopio, era una estación de extraterrestres excéntricos. Nunca nadie se atrevió a decir que eran naves de la CIA, ni nada de esas pendejadas.

Pero ese es Alfredo, claro, tú no puedes verlo, la foto está muy desteñida; pero es Maneiro pensando que los años por venir, si es que vienen, iban a ser peores, porque en el monte los campesinos no sabían de los asuntos de la guerra ni de la lucha de clases, y en el país a los obreros de les diluía la conciencia de clase entre slogan y baratijas populistas y la izquierda tenía un radar para captar un buen postor que la hiciera entrar bien vestida en la gran Corte de la subasta saudita que se anunciaba pese al ruido de la represión y el arreglo de las clases dominantes en el ámbito de los grandes negocios.

Federico Ruiz Tirado