ANC abre debate sobre derechos civiles de la comunidad sexo género diversa en Venezuela

Luego de una reunión con el constituyente Hermann Escarrá se logró el establecimiento de dos mesas de trabajo

El miércoles 17 de octubre, el doctor Hermann  Escarrá  se reunió con diversos representantes de la comunidad sexo género diversa, en un sano ejercicio de buscar entendimiento luego de que semanas atrás el abogado cuestionara vía twitter las pretensiones de los venezolanos y venezolanas sexo disidentes de alcanzar el rango legal para el matrimonio igualitario, desatando, como es lógico, una inmensa corriente de reacciones frente a su posición radicalmente en contra.

Luego de ese episodio, la comunidad sexo género diversa venezolana a través de sus principales voceros solicitó reunirse con el doctor Escarrá, abogado constitucionalista y presidente de la comisión de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) en virtud de ser la comisión encargada de redactar el nuevo texto constitucional.

Richell Briceño, abogada transgénero señaló que el objetivo fundamental de la reunión era solicitar ante la ANC que se le dé rango constitucional y protección a toda la comunidad LGBTI de Venezuela. Como resultado de esta reunión  se establecieron 2 mesas de trabajo; una para tratar los principios fundamentales en materia de derecho civil, la cual está en este momento en su fase de construcción y desarrollo. Rosa León, vicepresidenta de la Comisión Constitucional de la ANC señaló que la otra mesa de trabajo, la cual será juramentada el próximo miércoles 24 de octubre se tratarán aquellos eventos inmediatos, es decir: cómo la Asamblea nacional Constituyente generará las condiciones legales inmersas en el marco jurídico vigente que ampare también a la vulnerada y relegada comunidad sexo disidente del país.

Entre las aspiraciones que existen en la comunidad sexo género diversa está lograr el matrimonio igualitario, o figura similar que permita el reconocimiento de las familias homoparentales, el reconocimiento de la identidad de las personas trans, quienes permanecen en un limbo legal desde el momento que asumen una identidad de género diferente al sexo con el que nacen.

Esa reunión celebrada entre los constituyentes y la comunidad sexo diversa, marca un hito en la historia venezolana, pues es la primera vez que se abre la posibilidad de revisar todos aquellos derechos fundamentales que durante siglos han sido vulnerados en aquellas personas de la sexo diversidad, como el derecho al trabajo, a la salud, al estudio e incluso a la existencia por el simple hecho de tener y/ o manifestar una orientación sexual diferente a la establecida por la heternorma del sistema patriarcal.

Se inicia un nuevo capítulo para el entendimiento, la solidaridad y la convivencia ciudadana en el país, pese a estar atravesando uno de sus momentos políticos y económicos más duros.

TATUM GOIS

Únase a la conversación