Injerencismo de Donald Trump es insostenible en el tiempo

El canciller cubano afirmó que el bloqueo a la isla es una pieza “criminal y genocida” de la guerra fría

562
562

El ministro de Relaciones Exteriores cubano, Bruno Rodríguez, aseveró este lunes que la política injerencista anunciada por el presidente de EEUU, Donald Trump, dirigida a recrudecer el bloqueo a Cuba, es absolutamente insostenible en el tiempo, refieren agencias.

“Hay una tendencia histórica, será en el gobierno del presidente Trump o será en el siguiente, pero no hay duda de que la historia y la época obligarán a un gobierno de Estados Unidos a levantar el bloqueo y a normalizar las relaciones con Cuba”, declaró el canciller cubano durante una conferencia de prensa celebrada en Viena.

El pasado viernes, en un acto realizado en Miami (Florida) Trump calificó de “brutal” al gobierno de Raúl Castro, en presencia de connotados anticastristas.

Además, dio a conocer su nueva política hacia la isla, que endurece el embargo vigente desde 1962, limita los viajes de estadounidenses a ese país y prohíbe negocios con empresas administradas por militares cubanos.

Al respecto, el canciller Rodríguez enfatizó que, en principio, el bloqueo es “una pieza de la Guerra Fría”, y lo calificó además de “criminal y genocida”, según los cánones del Tratado de Ginebra.

DIÁLOGO SOBRE LA BASE DEL RESPETO

Rodríguez afirmó que su país no negociará con Estados Unidos “bajo presión o amenaza, como establece la Constitución de la República de Cuba”, ni tampoco realizarán concesiones inherentes a su soberanía e independencia.

Aclaró que su nación mantiene la voluntad de continuar el diálogo y la cooperación en temas de interés mutuo con Washington.

Aseveró que las conversaciones deben transcurrir sobre la base de la igualdad, reciprocidad y el respeto. “Como se demostró con los avances alcanzados en los dos últimos años, Cuba y Estados Unidos pueden cooperar y convivir civilizadamente, respetando las profundas diferencias entre sus gobiernos y promoviendo todo aquello que beneficie a ambas naciones y pueblos”, sostuvo.

Señaló igualmente que los cambios que sean necesarios en Cuba los decidirá soberanamente el pueblo cubano, “como siempre lo ha hecho. No pediremos a nadie opinión ni permiso”, recalcó.

Anunció que denunciarán en la próxima Asamblea General de la ONU la política hostil mantenida por EEUU. “Se trata de una acción injusta, inhumana, genocida, extraterritorial y violatoria de la soberanía de todos los Estados. Además de que provoca daños humanos y privaciones”, indicó.

PRINCIPAL VIOLADOR DE DERECHOS

En cuanto a la propia sociedad estadounidense, expresó que el cerco a Cuba daña los intereses de los ciudadanos, de las compañías, de los empresarios y constituye una violación de las libertades civiles y los derechos de los estadounidenses, a quienes se les prohíbe viajar a Cuba.

Al respecto, agregó que las violaciones a los derechos humanos en EEUU son numerosas y sistemáticas, como ejemplo mencionó: “los asesinatos, brutalidad y abusos por parte de policías, en particular contra afrodescendientes”.

También recordó las restricciones al derecho a la salud; la desigualdad salarial contra las mujeres; la falta de sindicalización; la represión contra inmigrantes y refugiados (incluidos menores); la marginación de las minorías y la discriminación de la religión y cultura islámicas.

Asimismo, recordó los crímenes de guerra y asesinatos de civiles por las intervenciones militares en otros países; el encarcelamiento de ciudadanos sin sentencias de tribunales y los hechos masivos y sistemáticos de tortura cometidos en la Base Naval de Guantánamo.

El jefe de la diplomacia cubana aludió además a las medidas que prohíben a los estadounidenses viajar como turistas a Cuba, las cuales, dijo, “restringen libertades civiles a sus ciudadanos”.

“El gobierno de Estados Unidos no tiene autoridad moral, no puede dar lecciones sobre derechos humanos y democracia”, apuntó Rodríguez.

MANTENDRÁN POLÍTICA DE ASILOS

El canciller de Cuba también defendió el derecho de su país a conceder asilo político a luchadores estadounidenses por los derechos civiles.

“En uso de la ley nacional y el derecho internacional, y de la tradición latinoamericana, Cuba ha concedido asilo político o refugio a luchadores por los derechos civiles en los Estados Unidos”, aseguró.

Recalcó además que ninguno de esos refugiados será entregado a las autoridades gringas. “Estas personas no serán retornadas a los Estados Unidos, que carece de base legal, política y moral para reclamarlos”, aseveró.

El ministro de Relaciones Exteriores también aclaró que los ciudadanos estadounidenses que cometieron delitos en Cuba, como el secuestro de aeronaves, fueron sancionados por tribunales cubanos y cumplieron largas penas de privación de libertad.

De acuerdo con Rodríguez, en los últimos años el gobierno de la nación caribeña devolvió a Estados Unidos a 12 ciudadanos norteamericanos, fugitivos de la justicia de esa nación, “por decisión unilateral y en acto de buena voluntad”.
_______________

Voces en solidaridad con el pueblo cubano

Diversos voceros políticos, organizaciones y movimientos sociales de varios países expresaron el lunes su solidaridad con Cuba, tras la decisión del presidente de EEUU, Donald Trump, de recrudecer el bloqueo la isla. El primer ministro de San Vicente y Las Granadinas, Ralph Gonsalves, afirmó que esta política falló por más de 50 años “y ahora volverá a fracasar. El discurso de Trump entra en un gran conflicto con la opinión pública mundial, lo que hizo está mal”, dijo. Mientras el Partido por la Victoria del Pueblo (PVP) uruguayo afirmó que las medidas anunciadas por EEUU constituyen un retroceso en las relaciones entre ambos países. Además, tildó de “agresión infame” contra el pueblo cubano las medidas anunciadas por Trump. Asimismo, la Coordinadora Estatal de Solidaridad con Cuba (CESC) en España deploró el endurecimiento del bloqueo a Cuba. “Manifestamos nuestra solidaridad con el pueblo de Cuba y su Revolución, y condenamos firmemente las nuevas agresiones”, señalaron a través de un comunicado.

CIUDAD CCS
FOTOS AFP 


Únase a la conversación