¿Qué diría Pérez Alfonzo sobre la ley no OPEP?

Ningún instrumento legal podría dar con la naturaleza de una organización que nació con el fin de velar por el precio justo del...

El Congreso de Estados Unidos trabaja para resucitar una ley que podría causar daño a la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), tal como lo han venido señalando medios internacionales ¿Cuál es la razón de la insistencia en tal instrumento? El presidente Trump acusa a esta organización de estar manipulando los precios del crudo. A su juicio, la cotización del barril debería rondar los 30 dólares y ha señalado en varias ocasiones que la OPEP “está robando dinero directamente a los ciudadanos estadounidenses”… Le saldría demanda a Trump por decir asuntos no apegados a la verdad.

La referida ley es conocida como Ley Contra Cárteles de Producción y Exportación (Nopec, por sus siglas en inglés). Propone someter a la Institución a la ley antimonopolio Sherman, usada hace más de un siglo para fragmentar el imperio de John Rockefeller. Esto le permitiría al Gobierno estadounidense demandar a la organización por “manipular” el mercado de energía y, posiblemente, pedir miles de millones de dólares en reparaciones.

Ante tal escenario, Juan Pablo Pérez Alfonzo, venezolano fundador de la OPEP, diría que esta nació con el propósito de garantizar precios justos del petróleo. Un precio justo, aclara, no es un precio elevado, ni el mayor de los precios, pues ese dinero “nos causa males”. Y agrega el experto petrolero, en el texto Alternativas a la imposibilidad de sembrar el petróleo (entrevista de Iván Losher a Pérez Alfonzo, 2010): “El sentido de justicia reclama que si uno tiene algo que vale mucho, aunque le vaya a causar males, no lo regala a otro, sino que obra su precio justo. Después, el problema de emplear bien o mal ese dinero recibido, es otra cosa. De manera que, si a mí me ponen en la circunstancia de tener que trabajar de nuevo por la creación de la OPEP, volvería a intentar su creación…”.

Añadía el abogado venezolano, defensor del precio justo del crudo en la OPEP, que esta institución “es indesmembrable, así como la familia o el municipio”, y que “mientras exista petróleo existirá la organización porque representa un conjunto de intereses comunes” de las naciones que hacen vida en ella.

¿Y si lo aprueban?

La OPEP ha advertido de que si Washington aprueba el proyecto de ley Nopec, la primera víctima será el petróleo de esquisto. La normativa permitiría a EE UU eliminar la inmunidad de jurisdicción de la OPEP, con el objetivo de demandar a sus miembros por sus actividades monopolísticas en el sector.

El actual ministro de Energía de Emiratos Árabes Unidos manifestó que, de aprobarse la normativa, el organismo dejaría de trabajar y cada miembro elevaría al máximo su capacidad productiva, por lo que habría un consiguiente desplome en los precios del petróleo. Por su parte, el secretario general de la organización, Mohammad Barkindo, dijo que “la normativa de la Nopec no servirá a los intereses de EEUU”.

Según una declaración del Instituto Americano del Petróleo (API, por sus siglas en inglés) del pasado 5 de febrero, la aprobación de la Nopec traería “consecuencias graves y no deseadas para la industria del petróleo y el gas natural de EE UU, y para su continuado éxito en erosionar los impactos negativos en el mercado de la OPEP”, de acuerdo con información del portal Rusia Today.

Lo cierto es que el petróleo, sin duda, es un objetivo de Estados Unidos, país que busca todas las vías para acceder a este recurso a como dé lugar.

Mayéutica mundial | Fuego sobre Bagdad

En esta ocasión recomendaré una vieja película: Fuego sobre Bagdad. Muy buena para quienes desean hurgar en el tema de la guerra y, más específicamente, sobre la guerra que tiene como leitmotiv el petróleo. En esta historia, el 16 de enero de 1991 se presenta sorpresivo pues la llamada guerra del Golfo u operación Tormenta del Desierto se presenta en Irak. El autor de la conflagración: George Bush (padre), presidente de Estados Unidos.

Todo empezó con la invasión de Irak a Kuwait. Sadam Husein acusa a los kuwatíes de sobreproducir crudo y de llevar los precios a la baja en momentos en los que Irak necesitaba recuperarse de la guerra contra Irán, de 1980-1988. El Consejo de Seguridad de la ONU impone un embargo comercial a Irak y autoriza, días después, el uso de la fuerza para liberar a Kuwait.

Lo cierto es que la película deja asentado que la guerra “es cuestión de petróleo”. También muestra el poder a ratos desbordado de los medios de difusión masivos. Y más aún: cuestiona sobre la función del periodista al pretender expresar “lo que significa la realidad”, asunto que suscita un debate sobre el rol de esta profesión (el mejor oficio del mundo). Finalmente, debe señalarse que la película deja desnudo al poder y de lo que es capaz cuando de negocios petroleros se trata.

Visión global | EEUU padece la “enfermedad holandesa”

“EE UU está enfermo y la enfermedad es aguda y crónica”, escribe Iván Danilov en un artículo para Sputnik. Se trata de la enfermedad holandesa, conocida por conducir a una catástrofe nacional en el caso de no contar con un tratamiento adecuado ¿En qué consiste el padecimiento? Ocurre en países que descubren materias primas o recursos minerales y, como consecuencia, todos los sectores de la economía, excepto la extracción y la venta de recursos naturales, comienzan a desaparecer.

MARBELYS MAVÁREZ LAGUNA

Únase a la conversación