Enemigos de la minifalda son locos

Mujeres de la época consideraban que el uso de la minifalda era una moda romántica.

El 18 de julio de 1970 se pronunciaron mujeres en diversos puntos de Caracas para manifestar su contrariedad con relación al lanzamiento de una colección en París, la capital de la moda francesa.
Esta cápsula informativa anunció que la maxifalda era el futuro para las mujeres, siendo recatada, elegante y nada sugerente, que pasó de ser una nueva propuesta para las féminas de la época a la renuncia total del uso de la minifalda, prenda que se usaba con más de ocho centímetros sobre la rodilla.

La prensa de la época sin duda le dio el foco al tema entrevistando tanto a celebridades como a oficinistas. El diario Últimas Noticias publicó lo siguiente:

“La mujer venezolana ataca a los modistos de París calificándolos de “locos”, al tratar de imponerle al mundo la “Maxi falda”, eliminando en la moda femenina lo que ha causado furor, como es la medida en donde el sexo femenino enseña la casi totalidad de las piernas.

Esta es la conclusión a la que llegan las damas encuestadas ayer en torno a la intención que se difunde en la capital francesa como es la de decirle: “Adiós a las piernas”. La casi ley de que París impone la moda, no tuvo aceptaciones en las damas caraqueñas que ayer opinaron.

La minifalda comienza a desaparecer en Francia, según lo establecen las informaciones recibidas en esta redacción.”

“Piernas hermosas contra la maxifalda”: A pesar de ser una vestimenta reveladora para inicios de los 70 ya era más que socialmente aceptada, y ante un clima de trópico era justo la favorita de las damas de todo el país.

NATASHA MARTÍNEZ/CIUDAD CCS

Únase a la conversación