Estudiantes hicieron un llamado a la mejora de la Residencia Estudiantil Livia Gouverneur

En una manifestación en Plaza Venezuela se propuso crear un movimiento estudiantil popular para aportar en la solución de los conflictos

La Residencia Estudiantil Livia Gouverneur, ubicada en Plaza Venezuela, es un espacio que nace a raíz de las luchas estudiantiles, garantizando vivienda a jóvenes universitarios del interior que decidieron cursar la academia en Caracas. También es un lugar donde el debate y la organización juegan un papel fundamental para el aporte a una Venezuela que hoy en día se ve fuertemente afectada por la crisis social y económica.

En este contexto, voceros y voceras de la residencia, quienes estudian en diferentes universidades públicas, decidieron, a partir de asambleas, reuniones de piso, reuniones del consejo consultivo y mesas de trabajo, plantear la necesidad de reorganizarse para garantizar el bienestar de los que conviven en dicho espacio.

Responsabilizaron a las instituciones competentes ante la situación como lo son: la Fundación de Acción Social, Fundapatrimonio y el Instituto Municipal para Juventud de Caracas, “estos son los entes que deberían encargarse del buen funcionamiento del edificio y de solventar los problemas que se han venido presentando con el sistema de bombeo de agua, la proliferación de sancudos, entre otros” declaró Jesús Monsalve, estudiante de la Universidad Central de Venezuela (UCV).

Los estudiantes también manifestaron que el llamado no se realiza con la idea de que llegue el estado a solucionar los problemas, sino que en co-responsabilidad con quienes hacen vida en las residencias, realizar mesas de trabajo para solventar las problemáticas que se presentan hoy día y buscar superar la situación que viven día a día el sector estudiantil.

Por otra parte, Daniela Salas, también vocera y estudiante de la escuela de Trabajo Social de UCV, indicó la necesidad de crear un movimiento estudiantil popular y de izquierda, que se afiance y se sensibilice ante las problemáticas reales de la población venezolana. “La idea es que este movimiento estudiantil sea una organización que dé respuestas con la fuerza, energía y los conocimientos que tenemos los jóvenes”, manifestó la estudiante.

Además Salas expresó el rechazo a todas aquellas movilizaciones estudiantiles que se abocan a la crítica sin presentar ninguna propuesta estudiantil que dé respuesta a la crisis venezolana. “No queremos reproducir la orgánica de movimientos estudiantiles que se afianzan de la privatización de líneas gremiales que no corresponden al poder estudiantil, popular y a las necesidades del pueblo”.

Niedlinger Briceño Perdomo/Ciudad CCS

Únase a la conversación