Donantes

0

¡El cáncer es curable, contribuya! Coño, no nos cansamos de sacarle el jugo a
los venezolanos que se les ocurrió irse del país, ya antes nos metimos un
billete gordo y después nadie respondió por esa vaina, todo nos lo robamos, y
ahora, otra vez, nos lanzamos con una vaina que llamamos Conferencia de
Donantes para los emigrantes venezolanos, una vaina así, y la gente cayó
mansita, otra vez nos volvieron a dar un montón de dólares, aunque unos
dicen que son 2 mil millones, otros que 3 mil millones y los más descarados
hablan de 5 mil millones, esa cifra tienen que aclararla para saber cuánto le va
a tocar a uno a la hora de repartir, y que no se forme peo, para que después
Calderón Berti no salga a declarar sus pendejadas. Nunca un nombre fue tan
bien puesto, ese de Donantes nos quedó del carajo, porque la verdad es que le
estamos sacando la sangre a esos emigrantes venezolanos sin la mayor
vergüenza, porque eso es lo que nunca hemos tenido nosotros, vergüenza, y de
ética no nos vamos a poner a hablar porque esa vaina pasó de moda.
Así que la gente de la Unión Europea se prestó para la fiesta y la gente de
Acnur también nos acompañó en este magnífica donación para esa gente que
anda pelando bola, pero la gente de Acnur se pasó de la raya, carajo, eso de
decir que en Venezuela hay más de 30 mil muertos por coronavirus, es una
vaina que no se la cree nadie, coño, es verdad que tenemos que mentir, pero
hay que saber hacerlo, tampoco vamos a dar esas cifras así tan descaradas, de
vaina no pusimos a Venezuela a superar a Italia que tiene treinta y tres mil
muertos, es que somos unos descarados, es verdad que los periodistas de la
prensa libre y por puesto de Elliott Abrams siempre están dispuestos a replicar
ese fake news por todas partes del mundo, pero tampoco la vaina es así, se van
a dar cuenta de que somos unos verdaderos delincuentes de cuello blanco y
almidonado.
Y ahora también queremos robarnos el oro que tiene Venezuela en el Banco
de Inglaterra, vamos con todo, como en el lejano Oeste, no tendremos el poder
político, pero el económico de bola que sí, ya Citgo quedó en manos de unos compañeros que pagan bien las comisiones, y lo bueno es que también la gente se olvidó del contrato de muerte a todos que firmó el interino con Goudreau, menos mal, porque además, ya las trampas las estamos haciendo muy bien afuera, pero adentro con ese interino las vainas nunca quedan bien,aunque claro, él también se está llenando, y sabe que Goudreau lo está buscando para que pague los dólares que prometió en el contrato, y él sabe que si la puso la paga y si no la puso también. Eso del oro nos está quedando brillante, allí también nos vamos a llenar, nunca nadie había robado tanto como hemos estado robando nosotros, y lo mejor es que la vaina es al aire libre, todo pasa y todo queda, pero lo nuestro es pasar.

El papá de Margot se puso el tapabocas para salir a comprar un pollo que le
prometió un bachaquero, pero después que tenía puesto su tapaboca dijo: “Ni
de vaina, ese pollo es muy caro, mejor nos comemos lo que trajo el CLAP,
mientras tanto”. Se quitó la mascarilla y prendió el televisor que empezó a
verse porque le metió un gancho de ropa por donde iba la antena y por lo
menos veía el canal ocho, y allí estaban denunciando el robo del oro que
estamos haciendo al Banco de Inglaterra, y cuando el hombre escuchó esa
noticia, dijo: “Coño, estos locos están haciendo el Barbarazo, se están robando
todo”. Y se fue al cuarto y le metió ese coñazo a la puerta tan duro, que la
vecina gritó: “¡Carajo!, ¿cuánto donaste para los refugiados, desgraciado?”
—Fuego al cañón, fuego al cañón, me canta Margot.

Roberto Malaver