Principio sin principios

0

Fuera de sí desde que su compadre Bernabé  le madrugó el partido, Ramos Allup vociferó que se abstendrán en las  parlamentarias, pero que la actual AN   seguiría vigente en 2021  por una cosa que él llama “principio de continuidad”, un concepto que el nazi  Goebbels enarboló en sus tesis sobre la propaganda, el gomecista Vallenilla Lanz teorizó en “El gendarme necesario” y  el genial José Alfredo Jiménez rancherizó con su infaltable  “pero sigo siendo el rey”.    Ocurre que no estamos en el Tercer Reich, ni en el gomecismo, ni oyendo la canción que yo pedí. Ese principio, por carecer de principios, es insostenible. Quién iba a pensar que después del affaire de los compadres Castro-Gómez, el zorro Ramos Allup iba a caer como un mismo compadrito.

Earle Herrera