Carmen Meléndez: Estuve en misiones clandestinas para el Comandante Hugo Chávez

0

En marzo de 1994, cuando el líder revolucionario salió de la cárcel de Yare a recorrer el país, tuvo la oportunidad de reunirse con el grupo más cercano del Comandante en Barinas, de donde también es oriunda

(21-04-21).-La actual Vicepresidenta Sectorial para la Seguridad Ciudadana y la Paz, Almiranta en Jefa, Carmen Meléndez, reveló que en los años posteriores a la rebelión militar del 4F de 1992 contra el gobierno represor de DDHH de Carlos Andrés Pérez, estuvo cumpliendo misiones clandestinas para el Comandante Hugo Chávez como oficial activa de la Armada, desde 1994 hasta el 1998 cuando finalmente fue elegido presidente de la República.

En una dinámica e interesante entrevista este martes en el programa multimedia #MaduroGuerraLive, que conduce en línea el joven Diputado Bolivariano Nicolás Maduro Guerra, la primera mujer venezolana que se graduó como militar en la academia castrense nacional, relató que el 4F no fue informada sobre las acciones planificadas por los rebeldes bolivarianos, a pesar de mantener contacto con Hugo Chávez, por lo que en esa noche histórica de febrero de 1992 defendió la sede de la Armada en Caracas contra las tropas que intentaban tomarla.

“Dentro de la Armada, como defendí la sede, no sospechaban de mí. Yo sabía cuál era el pensamiento de cada quién, tenía información”, testimonió, por lo cual nadie supo que estaba cumpliendo misiones para el Movimiento Revolucionario Bolivariano que lideraba el Comandante Eterno, en los años siguientes de aquella gesta de la juventud militar.

La vinculación con el Mandatario vino desde el día de su graduación. “El Comandante Chávez se me acercó y me dijo: Te debes sentir orgullosa de ser la primera mujer llanera graduada en la Academia Militar. ¡Yo no hallaba de dónde sacar pecho!”, recordó.

El 4F de 1992, desconocía totalmente los planes del Comandante Chávez, porque ni él y ninguno de los oficiales que estaba involucrado en la insurrección bolivariana rebelde le había comunicado los planes.

“¡Y yo no dejé que tomaran la Comandancia!”, expresó con resignación, para señalar que de haber sabido se unía a la rebelión. Esa experiencia la marcó y siempre quiso preguntarle al Comandante Chávez, qué había ocurrido.

En marzo de 1994, cuando el líder revolucionario salió de la cárcel de Yare a recorrer el país, tuvo la oportunidad de reunirse con el grupo más cercano del Comandante en Barinas, de donde también es oriunda.

Entonces, tuvo la suerte de participar en un encuentro, convocado de forma clandestina, por cuanto Chávez y sus colaboradores y hasta los simpatizantes eran perseguidos por el gobierno de turno. Desde la medianoche hasta el amanecer, el Comandante explicó ampliamente sus ideas y conversó con todos.

Carmen Meléndez aprovechó para hacerle la pregunta que siempre la atormentaba:

-Allí le dije a Chávez… y le hice una pregunta porque tenía por dentro lo que pasó en la Comandancia. Usted no confía en las mujeres, porque no me dijo, ¿si todos lo sabían en Barinas, por qué yo no?.

Relató que Chávez le respondió: Yo sé lo que tú hiciste. Tú cumpliste con tu deber y lo hiciste bien, como guerrera llanera. Tú no sabías nada, por eso quédate tranquila.

“Eso fue mi tranquilidad porque todos los oficiales de Barinas conocían de la insurgencia y yo no me enteré, no me dijeron nada. Y por eso tenía esa pregunta y se la hice ese día”, relató la hoy primera mujer Almiranta en Jefa de Venezuela.

LUIS ZÁRRAGA- TWITTER/ CIUDAD CCS