ARTE DE LEER | “Abluciones” o el entramado verbal de Skarlet Boguier

Ricardo Romero Romero

0

La poesía es un llamado. Una voz emergiendo desde las profundidades del cuerpo impalpable. Pero también es una decisión, ya que debe atenderse esa señal con el fin de lograr dar vida escrita a esas palabras interiores.

Y son los versos, la expresión del eco telúrico, un emplazamiento de la sustancia animada del ser, una especie de sonoridad que vibra entre el ojo lector y la esencia traficada de la poeta:

Humedad

pensaba en ti mientras llovía
y todo se me volvió húmedo
Húmeda la sangre
Húmedo el licor del cuerpo
húmedo el río entre las piernas
húmeda la lluvia mientras pensaba en ti.

En la poesía hay transgresión. El arte de las letras jugando a ser imágenes buscan lógica en los sinsentidos. Por eso, la poeta dialoga con su mirada fémina, su visión del mundo es signada por la sororidad:

Una mujer llora

Una mujer llora y es el sollozo de siglos de violación
Una mujer llora y es el llanto de todas las mujeres
Una mujer llora aunque arriba ría la luna
Una mujer llora y su rostro es el pozo
donde todas nos miramos.

Skarlet Boguier (1), con particulares atenciones a la divinidad de su pluma, nos presenta Abluciones (2), obra publicada por el Fondo Editorial del Sur. Es su elaboración poética reunida, que condensa sus apreciados tiempos creacionales:

Sobre el oficio de escribir

Escribir también puede ser un acto engreído
de quien cree que sus ideas son importantes,
cuando estas resultan obvias en la cabeza de otros.
Necesario es vomitar vórtices, escupir remolinos
desde las entrañas, compartir la sangre de la que
estamos hechos. Siendo todos, bosque de estrellas
amamantados por el mismo sol. Sismo de hielo de la
misma nebulosa. Después de todo, escribir también
puede ser un pájaro del pensamiento que picotea la
mente y canta al corazón.

Boguier se desplaza en pensamientos que adquieren categoría de versos filosóficos. Algunos de sus poemas coquetean con el impulso narrativo. Un alma variopinta que se complace en la feminidad de la naturaleza:

Soy una hoja
me ondeo con el viento
de días marinos
Transpiro tu aliento
De la luz tomo la energía
De la noche la locura
Soy una hoja de raíces húmedas
Una hoja suelta
que vuela
que vuela a tu lado
y nunca miras.

Skarlet es una diosa del deseo. Desde su entramado verbal se sabe poseedora de misterios, malabarea con los secretos, elabora mágicas metáforas germinadas desde el instinto básico. Como mujer empoderada hace gala de una sensualidad elocuente:

Ishtar

Me gustan los hombres obedientes como perros
los que se pasean por mis piernas como tiernos gatos
los que eyaculan sin prisa
los que van y vuelven realengos
a la casa de la calle.

Abluciones son aquellas aguas que bañan a toda la vida terrestre. Después de leer las baladas heréticas de Skarlet Boguier, el lector queda bautizado, según palabras de Juan Calzadilla “de la materia o energía cósmica que mueve a los seres humanos”.

Ricardo Romero Romero | @ItacaNaufrago

(1) Skarlet Boguier (Maracay – Venezuela, 1983). Sus poemas han sido publicados en revistas y antologías como: Los Moradores. Compilación de poesía aragüeña (2012). Las Chicas van al baile. 40 poetas venezolanas (2012). Como una brasa que ha sido encendida. Antología de poesía venezolana (2016). Entre sus libros destacan el poemario Equinoccio de Primavera (2012) y La Lámpara de los Muertos, ganador de la IV Bienal Nacional de Poesía Félix Armando Núñez (2015). Aforismos condensados en Impertinencias Verbales (2017). Abluciones. Poesía reunida (2020).
(2) Abluciones. Fondo Editorial del Sur. Poesía (Colección Los Encontrados). Edición digital, 118 páginas. 2020. Descárgalo gratis:
https://fondodelsur.com/wp-content/uploads/2021/04/Abluciones.pdf