AL DERECHO Y AL REVÉS | El concierto récord

Domingo Alberto Rangel

0

Conozco un periodista auto exiliado, de los que honestamente viven de su profesión y no del interinato, que se molestó conmigo porque en mis redes sociales que son tan libres como las mariposas o los pájaros, y donde cualquiera puede expresarse, pero también tiene garantizada una respuesta cuando siento que un post agrede la razón o a mi persona… le hice ver la insensatez de condenar sin ser juez, jurado o Fiscal… como complacientes con el gobierno venezolano –no el de Narmia–… a la audiencia y los músicos del Sistema de Orquestas que recientemente ganó un récord Guinnes en un concierto memorable. ¡A ambos!!!

Según el amigo gruñón, quien en su página web sin embargo publica a diario noticias que nuestros medios idiotizados no lo hacen… público y músicos durante el acto han debido gritar consignas contra el presidente Maduro.

Veamos en perspectiva: Hace 20 años, recuerdo cuando desde un grupo político radical un amigo y este escribano… viralizamos y entonces ese término era desconocido, una frase similar pero con el presidente Chávez de protagonista… de manera que lo primero que me vino en mente fue ironizar al amigo… pidiéndole mi royalty.

Pero no: dado que hace rato dejé esas boberías y porque en las redes también aparecieron venezolanos reclamando desde la acera de enfrente, un reconocimiento espontáneo al gobierno, que según ellos ha debido ocurrir durante el concierto… bien ganado a pesar que el evento coincidió con el final de la campaña electoral… preferí matizar mi respuesta.

Así le recordé al amigo periodista que él me recuerda la caricatura polarizada que en Miami presentan como caracterización de los chavistas más acérrimos. ¡Se comporta como la otra cara de la moneda!

Por fortuna esa actitud, de aquellos perdonavidas radicales que siempre se equivocan pero que igual en cada nuevo tweet vuelven a las andadas y escriben desde una superioridad tan inexistente como el gobierno interino… como si todos los venezolanos… salvo elloslosradicales”… fuésemos una caterva de idiotas incapaces de comprender que sus razonamientos amén de simples están equivocados… casi nadie la comparte y cae francamente mal.

Tan mal como cae una señora que suele identificarse en las redes con una pintura donde se representa la Reina María Lionza… siempre bella… a pesar de que la buena mujer carga con una humanidad regordeta… siempre olorosa a humo porque fuma como caminante asustado… quién no entendió mi crítica a que el concierto comenzara con las notas bellas de la Danza Eslava de Piotr Ilich Tchaikovsky… que para mi modesto conocer… a pesar de su belleza… no es venezolana como si es el himno que después se interpretó.

Para esa señora… uno es incapaz de buscar siquiera en Wikipedia el significado y la carga emotiva del gran compositor ruso cuando compuso su marcha eslava a favor de la libertad de los eslavos en ese momento rehenes del imperio otomano… eslavos que por cierto tampoco eran libres ya que austríacos, rusos y los futuros alemanes se habían repartido sus territorios.

La amiga de las redes no entendió que para mí es parte del colonialismo cultural que debemos sacudirnos… el que se abra un concierto con una marcha rusa… bella pero triste… cuando nuestra manera de ser es distinta y tenemos suficiente buen repertorio para demostrarlo.

Pero mi crítica no iba al concierto que fue una excelente demostración de logística que ojalá y la copiaran para entregar cédulas y pasaportes… digo yo.

Es que me parece fuera de lugar buscar cámara gritando durante un concierto consignas políticas a favor o en contra de quien sea.

Sin embargo no está de más debatir si un sistema tan costoso como el de las Orquestas… lo debe sufragar un país lleno de pobres.

Los países más ricos no lo tienen y sus excelentes músicos salen del lado privado como lo comprueba la experiencia de Israel y Europa en general.

Y a quienes rajándose las vestiduras reclaman mi supuesto resentimiento o sordera musical… a pesar de que aquí somos pocos los que asistimos a los conciertos de música académica… les recomiendo que sean sinceros y que cuando no encuentren gasa o alcohol en los hospitales… se queden calladitos: esas carencias se explican en parte porque los oboes… arpas… pianos y otros instrumentos… se pagan en divisas.

Finalizo para quienes insisten en preguntar por quién he de votar: no creo que muchos merezcan que los electores les hagamos propaganda… en mi municipio que es Baruta… voto por Georgette Topalián… ha trabajado bien y lo merece.

Los demás van a reparación.

Domingo Alberto Rangel