CINE PARA LLEVAR | Películas para encontrar tu vocación: Jerry Maguire (1996) Un salto de fe

Luisa Ugueto Liendo

0

Hoy te recomiendo un clásico que te ayudará a despertar si tu vocación y tu trabajo no se encuentran en el mismo lugar.

Jerry Maguire tiene principios, se cansó de dejarlos de lado, de hacer todo lo que su entorno indirectamente le obliga. Su muy lucrativo trabajo le genera satisfacciones varias, y sin embargo, sabe que en el fondo todo lo que hace no le gusta, no se siente orgulloso de quien es. En este momento decide cambiar todo en su mundo, dar un salto de fe escribiendo una declaración de principios, exponiendo todo lo que siempre ha querido decir, pero no se atrevía.

De este modo comienza la película de Cameron Crowe protagonizada por Tom Cruise que revela todo a lo que hay que renunciar en ocasiones para ser quien esperas, porque la mayoría de las veces si quieres estar bien bajo tus términos es necesario recorrer un camino solitario.

Cuando quieres ser tú mismo, cuando te decides a dejar atrás los requerimientos de otros y quieres comenzar a escucharte, muy seguramente te vas a quedar solo y la soledad es un precio muy alto que no todo el mundo quiere pagar. Jerry Maguire está dispuesto a pagarlo para seguir adelante y hacer otra cosa con su destino. ¿Por qué? Simplemente porque está harto, porque no quiere seguir decepcionando a la única persona que le importa: él mismo.

En la película el drama y la comedia se mezclan para crear un discurso coherente que aunque llega a ser cursi y edulcorado en ocasiones no nos deja indiferentes. El largometraje impacta desde la primera escena debido a múltiples razones: la actuación de Tom Cruise, el argumento explosivo y la ternura que despierta el hijo de la protagonista femenina (Renée Zellweger), el niño Jonathan Lipnicki. Una declaración de principios en varios actos.

Jerry Maguire no es una película exenta de clichés, de hecho tiene muchos, sin embargo, estos no son impedimento para conectar con los personajes. Jerry es un antihéroe espurio, finge no encarnar el sueño ambicioso de lograr lo que te propones a toda costa y sin embargo es fundamentalmente lo que se presenta durante toda la película. Él con su orgullo, personalidad y carisma encarna el estereotipo que ha representado Tom Cruise en múltiples ocasiones (y que tan bien le sale) del joven que a toda costa logra sobreponerse y seguir adelante a pesar del cinismo reinante, recordemos sus roles en La firma (1993) y Negocios riesgosos (1983).

No obstante, a pesar de que la película no llega tan lejos como las dos producciones mencionadas anteriormente, cumple con su rol: hacernos creer que una determinación súbita puede cambiarnos la vida.

Luisa Ugueto Liendo | En YouTube Cine para Llevar https://www.youtube.com/c/CineParaLlevar